Santiago. El gobierno chileno busca fortalecer sus vínculos con sus socios de la región del Asia-Pacífico, declaró el director de Relaciones Económicas Internacionales, Jorge Bunster.

Durante los últimos 15 años, Chile firmó más de 50 acuerdos comerciales con la mayoría de los países de América Latina, Estados Unidos, Canadá, la Unión Europea y gigantes de Asia como China, Japón y Corea del Sur.

Chile también es miembro del llamado acuerdo de libre comercio P-4, que incluye a Nueva Zelanda, Singapur y Brunei.

Bunster declaró a Dow Jones Newswires que el próximo paso en las relaciones comerciales chilenas es en dirección a la región del Asia-Pacífico. El funcionario dijo que hay mucho por hacer en la región y que existen muchos tratados que se desea expandir.

Si bien varios países, como Perú y Australia, expresaron su interés de ingresar al P-4 como paso previo a un pacto regional más amplio, Chile prefiere concentrarse en la propuesta de un acuerdo económico transpacífico o Trans-Pacific Partnership, o TPP por sus siglas en inglés.

El TPP es una propuesta de región de libre comercio que incluiría a Estados Unidos, Australia, Nueva Zelandia, Singapur, Brunei, Vietnam, Chile y Perú.