Santiago. El ministro de Energía, Ricardo Raineri, encabezó la ceremonia de inauguración de la central hidroeléctrica La Paloma, ubicado a 27 kilómetros de la ciudad de Ovalle, en la comuna de Monte Patria, región de Coquimbo. La central hidroeléctrica de pasada utiliza el agua de descarga del embalse La Paloma para la generación de energía eléctrica y tiene una capacidad instalada de 4,5 megavatios (MW).

Las energías renovables no convencionales contribuyen a los tres ejes rectores de la política energética del país: la seguridad, energía a precios competitivos y accesibles a la población, y el respeto al medio ambiente, dijo el Ministro Raineri. El titular de la cartera destacó la importancia del aprovechamiento conjunto que pueden tener las obras de regadío para los agricultores y para la población en general, a través de la generación eléctrica. “El gobierno ha identificado que existen al menos 900 MW adicionales que podemos aprovechar en pequeñas centrales hidroeléctricas asociadas a obras de riego”, explicó Raineri. 

La central de pasada aprovecha el agua del embalse para generar electricidad sin afectar a los regantes.

La ceremonia contó con la presencia del Intendente regional, Sergio Gahona, el Presidente del Senado, Jorge Pizarro, la gobernadora, la alcaldesa de Ovalle, el director regional de CORFO y otras autoridades regionales y locales. 

El proyecto Central Hidroeléctrica La Paloma es desarrollado por Hidropaloma S.A., empresa parte del grupo italiano Idroenergía, y requirió una inversión US$ 8 millones. La central de pasada aprovecha el agua del embalse para generar electricidad sin afectar a los regantes. Lo anterior se logra con la instalación de turbinas y generadores entre la sala de válvulas del embalse y el canal matriz del embalse, sin generar emisiones ni impactos significativos sobre el medio ambiente y operando mediante los caudales entregados para el riego del Valle del Limarí. La central se conecta a la red media de tensión de la empresa ENELSA a través de la subestación Monte Patria, e inyectará energía al sistema interconectado central (SIC).

La planta cuenta con dos turbinas, lo que permite contar con una potencia instalada total neta de 4,5 MW, bajo un caudal de diseño de 12 m3 por segundo con una producción media de energía de 19.000 de MW por hora.

Con la inauguración de la central La Paloma, la región de Coquimbo tiene un 56% de la capacidad instalada de energías renovables no convencionales (ERNC) de Chile. La región nos ha dado un tremendo ejemplo del potencial de desarrollo de las ERNC, dijo el Ministro Raineri. Los otros proyectos en operación de la zona son la Central Los Molles (18 MW), Hidroeléctrica Puclaro (5,4MW), Parque Eólico Canela y Canela II (18 y 60 MW), Parque Eólico Monte Redondo (38 MW) y el Parque Eólico Totoral (50 MW).