Temuco. Con un aumento de CH$15.400 (US$29) a CH$16.500 (US$33,2) en el precio de compra del quintal de trigo, el gobierno chileno intervino dicho commodity a través de la estatal Comercializadora de Trigo S.A. (Cotrisa).

El objetivo de dicha medida es disminuir la brecha respecto del producto importado, regular los valores internos, y calmar a los productores chilenos para que no se movilicen en exigencia de mejores tarifas.

Este incremento en el precio se traduce en un alza de 7,14% y permite obtener recursos por CH$5 mil millones (US$10 millones) que se destinarán en comprar la producción de 4.700 pequeños trigueros, usuarios del Instituto de Desarrollo Agropecuario de Chile (Indap), de las regiones del Maule, Biobío, La Araucanía, Los Ríos y Los Lagos.

Según consigna El Mercurio, el ministro de Agricultura de Chile, José Antonio Galilea, destacó que “es la tercera vez en 20 años que el Estado interviene el mercado triguero para acortar la brecha entre los precios pagados por trigo nacional e importado”. Además, mencionó que con la intervención se cumple con el compromiso del gobierno de transparentar el mercado.