Santiago. La administración de Sebastián Piñera aún no parece haberse decidido respecto a las modificaciones que se harán en la Empresa Nacional del Petróleo (ENAP). Una de las decisiones más importantes que debe adoptar el gobierno es si mantener la compañía en manos del ministerio de Energía, o traspasarla a Minería.

La semana pasada se dictó una norma que parecía definitiva, y se definió mediante proyecto de ley, que la empresa volvería a manos de Minería. Sin embargo, según consigna el diario Financiero, la insistencia de parlamentarios y otros cercanos al gobierno sobre no cambiar el esquema actual, podría hacer modificar los planes.

Lo que se plantea es elaborar una reforma de fondo, tal como se hizo de manera exitosa con Codelco en 2009. Esta idea estaría tomando fuerza, y de acuerdo a fuentes consignadas por el medio, se optaría por retirar el proyecto, que fue enviado el miércoles pasado.

Lo que se plantea es elaborar una reforma de fondo, tal como se hizo de manera exitosa con Codelco.

La reforma de fondo que busca ejecutar la administración de Sebastián Piñera es el cambio al gobierno corporativo de ENAP, que estaría ligado con la posibilidad de introducir capital privado a la compañía. En esa línea, fuentes del sector energético aseguran que abrir un debate en el Congreso sobre qué hacer con la dependencia de la compañía, sólo retrasará la reforma.

Pese a todo, la idea de seguir adelante con el cambio de dependencia no estaría del todo desechada, y su principal defensor ha sido el ministro de Minería, Laurence Golborne, quien abogó la idea de separar roles. Sin embargo, en el sector creen que el real objetivo es evitar que su cartera pierda peso específico.