El gobierno de Bolivia anunció la asignación de Bs 130 millones (US$18,1 millones) a la Empresa Siderúrgica del Mutún (ESM) para la compra de maquinaria pesada que le permitirá explotar a gran escala concentrados de hierro en el 50% del yacimiento minero que le corresponde trabajar al Estado boliviano.

La información fue proporcionada por el ministro de Minería y Metalurgia, Mario Virreira, quien explicó en conferencia de prensa las inversiones que el gobierno concretará éste y el próximo año para los diferentes proyectos que encarará la estatal ESM.

“El Tesoro General de la Nación (TGN) está dando este año Bs 30 millones y para el siguiente año más de Bs 100 millones para maquinaria”, detalló la autoridad.

El gerente de Planificación de la ESM, Óscar Álvarez, añadió que la transferencia este año será de Bs 33 millones (US$4,6 millones), de los cuales Bs 30 millones (US$4,1 millones) irán destinados de forma directa a la compra de maquinaria y los Bs 3 millones restantes para gastos de funcionamiento y contratación de personal.

La asignación de recursos del TGN a la empresa no será un préstamo, sino una entrega de “capital de arranque” que el Estado “otorgará” a la ESM, precisó Álvarez, que llegó a la ciudad de La Paz para agilizar los trámites de entrega del dinero ante las autoridades del Órgano Ejecutivo.

La entrega de los recursos para este año se oficializará la siguiente semana, dijo, aunque no pudo precisar si el desembolso será vía decreto.

Dotación. Con la entrega del dinero se comprará al menos diez equipos pesados como motoniveladoras, tractores, volquetas, palas cargadoras, retroexcavadoras y otros, los cuales permitirán alimentar concentrados de hierro a las chancadoras móviles gigantes que funcionan a control remoto, y que se encuentran desde abril de este año en el yacimiento minero.

“Las chancadoras se compraron este año y son gigantes. Son un paquete de dos líneas, y cada línea tiene dos chancadoras, en total son cuatro”, señaló el Gerente de Planificación de la ESM.

Los equipos que adquirirán, permitirá a la empresa explotar hasta fin de año 100 mil toneladas (t) de hierro y en 2013 llegar hasta un millón de t.

A la fecha, se tiene acumulado 80 mil t de hierro que fue explotado en el yacimiento hace unos 40 años, aunque parte de este mineral también fue producido este año por la ESM.

El proyecto para las plantas de fundición de hierro será elaborado el siguiente año por la ESM, aseguró el gerente de Planificación de la estatal.

“Para la construcción de las plantas se necesitarán $us 650 millones y para la entrega de este dinero se requiere un estudio”, indicó Álvarez.

El 18 de octubre, el presidente de la ESM, Ricardo Cardona, mencionó que la empresa estatal proyectó producir en 2015 al menos 500 mil t de hierro esponja DRI (hierro de reducción directa) y, en una misma proporción, acero en lingotes para su laminación.

Para la producción industrial de acero en base al hierro del Mutún, se requerirá 1,5 millones de metros cúbicos día de gas que Yacimientos Petrolíferos Fiscales Bolivianos (YPFB) deberá garantizar al yacimiento ubicado en el municipio de Puerto Suárez, en el departamento de Santa Cruz.

Personal y detalles de la empresa. Contrato. La ESM ya contrató a 20 personas, entre ingenieros, choferes y operadores  para la maquinaria que adquirirá con los Bs 30 millones.

Áreas. La ESM explota el 50% del yacimiento de hierro. El 7 de marzo de este año, el ex presidente de la empresa, Sergio Alandia, indicó que se invirtió US$2 millones en trituradoras.

La Jindal debe US$3 millones por derecho a la explotación. La Jindal Steel Bolivia (JBS), que era responsable de operar en el 50% del yacimiento de hierro del Mutún, concedido a través de un contrato, adeuda al Estado US$3 millones por el derecho de explotación del mineral que realizó.

“Ellos nos deben US$3 millones por el pago a la explotación, cada año es US$1 millón, entonces nos deben de 2010, 2011 y 2012 y todavía sigue corriendo el contrato de riesgo compartido”, informó el gerente de Planificación de la ESM, Óscar Álvarez.

El 18 de julio de 2007, la Jindal  y el gobierno firmaron el contrato de riesgo compartido en el que la firma india se comprometió a invertir US$600 millones en los dos primeros años del proyecto.

Faltan barcazas para exportar el mineral. La Empresa Siderúrgica del Mutún (ESM) informó que en Puerto Quijarro, población ubicada en la provincia Germán Busch de Santa Cruz, faltan barcazas para la exportación de 80 mil toneladas (t) de hierro acumulado en el 50% del yacimiento que le corresponde explotar.

“El cuello de botella (para la exportación del hierro) es el transporte, no hay muchas barcazas que puedan llevar desde nuestro puerto que sería Puerto Aguirre (que une Bolivia con el río Paraguay) para salir al Atlántico”, informó el gerente de Planificación de la ESM, Óscar Álvarez.

Para la exportación del millón de toneladas (t) de hierro que la estatal ESM producirá el siguiente año, se requerirán al menos 120 barcazas en ese puerto, ubicado a 15 minutos de la ciudad de Puerto Suárez (Santa Cruz), en la frontera con Brasil.

De las 80 mil t de hierro acumuladas en el yacimiento, se vendió “virtualmente” 10 mil t a la empresa Acepar (Aceros del Paraguay) y sólo resta el depósito bancario para la entrega del mineral, añadió.

El ministro de Minería, Mario Virreira, indicó ayer a este diario que la venta de hierro acumulado también será al Brasil.

Álvarez precisó que la tonelada de hierro se venderá a US$30 a ambos países, pese a que en el mercado internacional, dominado por China, el precio actual es de US$97. A principios de año, el mineral se cotizó en US$197 debido a la gran demanda.

“China le compra a los principales productores de hierro como la India y Australia a US$97 la tonelada”, dijo el ejecutivo. Argumentó que para venderle a China, Bolivia tendría que invertir US$99 por t para transportar el hierro a ese país, lo cual no le conviene a la ESM, por lo que se optó por los mercados de Brasil y Paraguay.