Managua. El subperíodo de primera en la cosecha de frijol en Nicaragua, traerá beneficios no sólo para el mercado local, sino también para los países vecinos, entre ellos El Salvador.

El gobierno asegura que, con la salida de la cosecha, Nicaragua podrá retomar el ritmo de las exportaciones que interrumpió de forma no oficial después de los problemas que se registraron durante el ciclo agrícola anterior, producto de las lluvias.

Ariel Bucardo, Ministro de Agricultura de este país dijo que se espera tener suficiente grano para garantizar el consumo nacional durante los meses de septiembre, octubre y noviembre, y también para poder exportar sin ningún problema.

Horacio Baltodano, miembro de la Comisión Nacional de la Cadena del Fríjol de la Asociación de Productores y Exportadores (APEN), aseguro que los socios de le entidad (productores, acopiadores y exportadores) han ofrecido su contribución para garantizar el abastecimiento de la plaza local y desarrollar una base de datos que permita exportar el fríjol, beneficiando así al productor.

De acuerdo con las informaciones en los municipios de Teustepe, Santa Lucía y San Lorenzo, en el departamento de Boaco (zona centro de Nicaragua) se producirán unos 80,000 quintales en el subperíodo de primera.

En el referido período se puede llegar a obtener 1.5 millones de quintales dijo Baltodano y con esa cifra las empresas podrán tener una cuota de exportación, frenando el contrabando aseguró.

El consumo nacional de fríjol en Nicaragua ronda los 2.16 millones de quintales. Las metas que se ha establecido el Ministerio de Agricultura y Forestal de esa nación es obtener 5 millones de quintales durante la cosecha 2011-2012.