Tegucigalpa, Honduras. El gobierno puede alcanzar un acuerdo con las compañías constructoras y consultoras que están al borde del colapso ante el incumplimiento de pago de parte del Estado.

El secretario de Finanzas, Wilfredo Cerrato, dijo que este jueves se retoman las negociaciones con los representantes de la Cámara Hondureña de la Industria de la Construcción (Chico) y la Cámara de Consultores de Honduras.

Esta semana decenas de empresas determinaron paralizar las obras contratadas con el Fondo Vial, la Secretaría de Salud y la Dirección de Carreteras de la Secretaría de Obras Públicas, Transporte y Vivienda (Soptravi), en virtud de una deuda que mantiene el gobierno por más de 2.000 millones de lempiras (US$98,6 millones).

El Poder Ejecutivo inició pláticas con las empresas el pasado martes en horas de la tarde. “Hemos revisado la deuda al 30 noviembre y está en 830 millones de lempiras (US$40,9 millones), ellos escucharon la posición del gobierno, nosotros los escuchamos, fue muy cordial porque hubo empatía y estuvimos dos horas buscando salidas”, dijo Cerrato.

El titular de Finanzas aseguró que “estamos cerca de encontrar soluciones, vamos a seguir platicando y esperamos que el viernes lleguemos a un acuerdo, estamos muy contentos en Sefin porque ellos reconocen que desde esta nueva administración el tema de la transparencia en los pagos se ha manejado muy bien”.

Cerrato dijo que una vez acordado el esquema de pago se le dará prioridad a la micro y pequeña empresa en vista de que son las más afectadas por la falta de pago.