El gobierno federal analiza la posibilidad de incorporar, total o parcialmente, inversión privada en los 18 aeropuertos que opera actualmente la paraestatal Aeropuertos y Servicios Auxiliares (ASA) y que en el 2014 movilizaron 2,4 millones de pasajeros.

Los resultados de la evaluación se harán públicos “antes del último trimestre” del presente año, aseguró el titular de la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT), Gerardo Ruiz Esparza.

“Se está evaluando de qué manera algunos aeropuertos que ya han crecido en número de pasajeros puedan tener participación de capital privado. Creo que debe ser un modelo como el actual pero renovado”, dijo.

Incluso, fuentes de la dependencia comentaron que también se podría modificar la participación privada que existe en los cinco aeropuertos donde ASA tiene alguna sociedad, como en los casos de Querétaro y Toluca (en esta terminal OHL México ostenta 49%, el gobierno del Estado de México 26% y ASA 25%).

[[wysiwyg_imageupload:5868:]]

Las terminales aéreas de Ciudad del Carmen y Puebla fueron las que más viajeros nacionales registraron durante el año pasado, 620.193 y 232.114, respectivamente; mientras que Puebla y Loreto lideraron las estadísticas internacionales con 52.927 y 42.128 usuarios.

Matamoros, Colima, Guaymas, Chetumal y Campeche son algunos de los aeropuertos que opera ASA actualmente.

Ruiz Esparza no ahondó en las razones que llevan a la eventual privatización de los aeropuertos, aunque reconoció que el sector empresarial “puso el tema en la mesa” y consideró que es prematuro mencionar que los recursos que se obtendrían se ocuparán en la construcción del Nuevo Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México (NAICM).

Previamente, en la celebración del 50 aniversario de ASA, el funcionario destacó ante representantes del sector aéreo que el proceso de privatización que se realizó en la década de los 90, el cual generó tres grupos aeroportuario privados: OMA, GAP y ASUR, fijó un precedente positivo a nivel internacional.

“ASA cumplió apoyando a sacar adelante un importante reto. Se implementó un cambio fundamental en el sector aeronáutico a través de la apertura a la inversión privada y a la desincorporación de 34 de sus principales aeropuertos”, agregó.

Licitación del TAV, legal, conclusión de la auditora: SCT. La subsecretaria de Transporte, Yuriria Mascott, aseguró que la auditoría que realizó Vázquez Nava y Consultores a la licitación del Tren de Alta Velocidad México-Querétaro concluyó que el procedimiento se realizó “en estricto apego a la ley” y con “medidas innovadoras de transparencia”.

“Hubo dos revisiones, una por la comisión encargada de la Cámara de Diputados y otra por el despacho Vázquez Nava”, explicó.

El Economista publicó hace un par de semanas que la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT) había adjudicado a la empresa fundada por María Elena Vázquez Nava, titular de la Secretaría de la Contraloría General de la Federación de 1988 a 1994, durante la gestión del ex presidente Carlos Salinas de Gortari, el contrato con un monto de 370.000 pesos (US$23.850), más IVA, para realizar la auditoría.

Según la SCT, el monto a pagar al consorcio chino es de 20 millones de pesos (US$1.289.000), los cuales ya están disponibles.