El gobierno prepara una campaña para incentivar el uso racional de gasolina en el país, no sólo para evitar el derroche, sino para estimular al consumidor a que utilice el octanaje correcto en su automóvil, se conoció extraoficialmente.

Dentro de la estrategia, evalúan instar dispositivos ahorradores en los vehículos y la participación de figuras deportivas, como Pastor Maldonado, para promover una campaña educativa, adelantó una fuente cercana al Menpet.

El ministro de Energía y Petróleo y presidente de Pdvsa, Rafael Ramírez, señaló el domingo 13 de octubre en el Aló Presidente, que el Estado pierde $1.500 millones al año por el subsidio que otorga al combustible, lo que la convierte en la más barata del mundo.

Ramírez señaló recientemente que el consumo interno de combustible aumentó a 560 mil barriles diarios (b/d), es decir, 42 mil b/d más que en 2009, cuando la cifra de consumo llegó a 518 mil b/d. De esta cantidad, 290 mil b/d corresponde a gasolina. El resto son diesel, kerosén y otros.

"Tenemos que empezar a disminuir el consumo de gasolina. (...) El Gobierno está subsidiando más de 90% de lo que realmente cuesta", destacó el domingo pasado.

Distorsión en el mercado. Las estaciones de servicio fueron acondicionadas para vender más gasolina de 91 octanos (Bs.0,070 /litro) que la de 95 octanos (Bs 0,097/litro).

El Menpet señala que la mayoría del parque automotor, según especificaciones del fabricante, debe usar el carburante de menor grado. Sin embargo, la realidad es otra. Los usuarios han optado por la gasolina más cara y de mayor octanaje pensado que es la mejor.

El gremio que agrupa a las gasolineras en el país, Fenegas, señala que esto es un error. Explican que hay que cumplir las exigencias del fabricante. Si un vehículo fue diseñado para funcionar con gasolina de 91 octanos, no se obtienen beneficios adicionales colocando el carburante de mayor grado.

Cifras de Fenegas revelan que actualmente 75% de los consumidores de combustible en el país optan por gasolina de 95 octanos cuando la relación debería ser 60% gasolina de 91 octanos y 40% de 95 octanos.

Recomiendan a los usuarios revisar las especificaciones del fabricante y cumplir con ellas. Según el Menpet la mayoría de los vehículos rústicos utilizan gasolina de 91 octanos.

Fenegas se viene reuniendo con el ministerio de Energía y Petróleo para apoyar no sólo en el desarrollo de la campaña por el uso racional del combustible sino para la logística de los despachos.