Estados Unidos.- La ola de escándalos por denuncias de acosos sexual llega a Google, en esta ocasión la empresa no hizo caso omiso y anunció el despido de 48 empleados entre cargos medios y directivos.

El gigante de las búsquedas afirma que algunas denuncias ya tenían algunos años.

Poco antes de conocerse esta cifra de despidos, The New York Times había publicado una información relativa a tres de estos ejecutivos de la empresa.

Según el diario estadounidense, Google protegió a tres exejecutivos después de que fueran acusados de abusos sexuales por trabajadoras de la propia compañía, según han desvelado este jueves con una investigación. Según este mismo artículo, los tres directivos abandonaron Google con compensaciones millonarias con las que el gigante tecnológico trataba de silenciar las denuncias.

Andy Rubin se encuentra entre la lista de despidos, más conocido como el padre de Android, que fue acusado en 2014 por una compañera de trabajo de haberla obligado a practicarle sexo oral en una habitación de hotel en el año 2013, una acusación que confirmaron otros dos altos ejecutivo de la compañía. Tras una investigación interna, la compañía concluyó que la versión de la mujer era cierta, según afirman fuentes citadas por The New York Times que apuntan a que entonces podrían haberle despedido según figura en sus estatutos.

Otro de los acusados más célebres es Amit Singhal, uno de los vicepresidentes de la compañía y jefe del Departamento de Búsqueda durante más de 15 años, a quien una compañera acusó de haberla intentado besar durante un evento de la empresa. En este caso, la investigación llevad a cabo por Google tan solo pudo confirmar que estaba en evidente estado de embriaguez cuando ocurrieron los hechos pero no se pudo corroborar la versión de la joven.