Ciudad de Panamá. El martes se conoció que Grupo Unidos por el Canal (GUPC) les envió una carta a la Autoridad del Canal de Panamá (ACP) diciendo que extienden la suspensión hasta el 31 de enero.

Los medios de comunicación locales reportan que hay una propuesta sobre la mesa la cual están negociando la ACP, GUPC y la aseguradora que tiene la fianza por US$400 millones.

El mundo marítimo espera una solución al problema y que se eviten retrasos en la entrega del proyecto.

Según la Asociación Americana de Autoridades Portuarias, se proyectan 63 puertos de Estados Unidos y sus socios del sector privado a gastar alrededor de US$46.000 millones en la nueva construcción y la modernización de los terminales marítimos en los próximos cinco años. 

Las autoridades portuarias públicas invertirán $18.300 millones, mientras que las inversiones del sector privado a un total $ 27.600 millones desde el año fiscal 2012 al año fiscal 2016.

La última propuesta publica que se conoció por parte de GUPC fue el domingo 19 en la cual el consorcio planteaba un "cofinanciamiento".

"La propuesta de GUPC consiste en el cofinanciamiento de los costes imprevistos para continuar las obras, que ocupan directamente a casi 10.000 personas, y alcanzar el cumplimiento del proyecto en 2015, generando ingresos de muchos billones de dólares anualmente para Panamá" señalaron los ejecutivos del consorcio.

También negaron que haya división entre las empresas que forman el consorcio. "GUPC, que está unido y siempre ha tomado decisiones unitarias". 

De acuerdo con documento no estarían pidiendo beneficios extra, solamente el cofinanciamiento mientras espera la decisión sobre los mismos del arbitraje internacional.