Tegucigalpa. En el caso de que se requiera la energía eléctrica generada por dos plantas térmicas, cuyo contrato está por vencerse, debe realizarse una licitación para obtener mejores precios.

Este fue el criterio de Benjamín Bográn, representante del representante del Consejo Hondureño de la Empresa Privada (Cohep), ante la Empresa Nacional de Energía Eléctrica (ENEE).

En menos de un año y cuatro meses vencerá el contrato denominado Lufussa I, que genera 70 megas y Elcosa, que aporta 80 megas.

Esta semana se reúnen representantes de la ENEE con empresarios térmicos para renegociar contratos.