Tegucigalpa. En medio de la crisis alimentaria que existe en el mondo, lo lógico sería aumentar las áreas de cultivos de granos, sin embargo, en Honduras pasa lo contrario.

El cultivo de arroz se redujo en 30% aproximadamente en la zona de Colón, un importante sector productor de Honduras.

Andrés Carías, gerente general de Agrobolsa, aseguró que muchos productores se perdieron incentivos por la problemática del precio de compra y venta del grano, además de factores climáticos que han afectado las zonas de cultivos.

"Tenemos una disminución de áreas sembradas, no sabemos el comportamiento de las demás zonas, pero con el desencanto en la disminución del precio de garantía y los temas alrededor de que no hay financiamiento oportuno, los productores no sembraron", comentó Carías.

Con esta reducción en los cultivos de Colón se esperaría que la cosecha de arroz ronde entre los 750 mil y 800 mil quintales este año.

La cosecha del año anterior superó el millón de quintales de arroz; Colón representa el 40% de la producción nacional y la reducción de la siembra impactará en todo el país.

"A partir de las lluvias de mayo los productores comienzan a sembrar, por lo que ahora es el momento para gestionar los recursos para producción de arroz", aseguró Carías.

Las mismas autoridades de la Secretaría de Agricultura y Ganadería (SAG) y el Servicio Meteorológico Nacional de Honduras confirmaron que este año las lluvias podrían iniciar después del 15 de mayo, antecedidas por altas temperaturas en todo el territorio de ese país.

Estas afirmaciones confirman la necesidad urgente que tienen los productores de lograr financiamiento en los próximos meses.

Muchos productores tienen problemas en la central de riesgo como consecuencia de las pérdidas que sufrieron el año pasado.

En el caso de los arroceros, estos productores son monitoreados diariamente y fácilmente se puede comprar la capacidad de pago, dijo Carías.