Santiago/Los Angeles. Las cafeterías de Starbucks en Chile permanecieron abiertas este jueves, a pesar de la amenaza de una huelga de parte de empleados sindicalizados que buscan un aumento de salario y más beneficios.

Menos del 30% de los más de 670 empleados de Starbucks en Chile está sindicalizado. Doscientos de los trabajadores sindicalizados autorizaron la huelga el 25 de junio.

Cerca de 140 de esos empleados miembros del sindicato tenían turnos de trabajo este jueves, dijo Andrés Giordano, presidente del Sindicato de Trabajadores de Starbucks Coffee Chile.

Si un 50% más uno de los empleados no llega a sus turnos, se llamará a una huelga y la protesta comenzará este viernes, afirmó.

"Yo calculo que 25 empleados no se han presentado a trabajar, mientras que ocho lo hicieron", dijo Giordano este jueves, refiriéndose a los turnos de la mañana. "Ahora no estamos seguros de si la huelga va adelante o no", agregó.

El sindicato dijo que tendrá este viernes los números definitivos de cuántos empleados no asistieron a su trabajo.

Entre otras cosas, los trabajadores del sindicato buscan alzas de salario, una variedad de bonos y el pago del almuerzo para los empleados contratados por horas. Los gerentes en Chile reciben una asignación mensual para su alimentación.

Funcionarios de Starbucks han dicho a Reuters que su paga y otras compensaciones en Chile están "por sobre y más allá" de lo que ofrecen las demás cadenas de cafeterías, según una medición frente a un grupo de otras diez compañías nacionales e internacionales minoristas de alimentos, turismo y vestuario no identificadas.

"La administración ya dijo que no accederá a ninguna de nuestras exigencias. Nosotros no queríamos llegar a este punto", dijo Giordano. "Este es nuestro último recurso", agregó.

Validación. El portavoz de la compañía Jim Olson dijo que la Dirección del Trabajo de Chile determinará mañana la efectividad de la huelga.

"La Dirección del Trabajo debe validar el nivel de participación en la huelga", dijo Olson, agregando que era "demasiado estrecho para decidirlo" por ahora.

"Nosotros estamos muy satisfecho con la importante cantidad de miembros del sindicato que vino a cumplir con sus turnos", sostuvo. "Esperamos que todos ellos regresen pronto", agregó.

Starbucks opera cerca de 17.000 cafeterías en más de 50 países en todo el mundo. La amplia mayoría de ellas no tiene sindicatos.

La cadena tiene 31 cafeterías en Chile. La mayoría de ellas está en Santiago, donde la policía ha reprimido enormes protestas de estudiantes por el elevado costo de la educación y su bajo nivel.

"No hay una relación directa" con las protestas de los estudiantes que se han producido en todo Chile, dijo Giordano, un empleado de 24 años y supervisor de turnos, quien agregó que debió suspender sus estudios universitarios debido a que no tenía suficiente dinero para pagar los aranceles.

Sin embargo, el dijo que las protestas de los estudiantes habían tenido alguna influencia.

"Todas estas cosas están relacionadas. La gente está motivada para protestar", declaró Giordano, quien ha participado en algunas de las manifestaciones estudiantiles.