Beijing. El Banco Industrial y Comercial de China (ICBC, por sus siglas en inglés) ha concedido financiación por US$5.100 millones  para un proyecto de cooperación de energía nuclear entre China y Argentina, informó la institución bancaria en su sitio web.

Según el comunicado publicado por el ICBC, la financiación, que fue autorizada por el Ministerio de Economía argentino, incluye también un préstamo de 30.000 millones de yuanes (unos US$4.700 millones), asegurados por la Corporación de Seguros de Créditos y Exportaciones de China.

La operación ayudó directamente a la primera exportación de tecnología china de energía nuclear en el mercado internacional, explica el ICBC, que agrega que la financiación impulsó que se lograsen contratos para la construcción de una cuarta central nuclear con un reactor de agua pesada y un acuerdo marco para una quinta planta con tecnología china de agua liviana en el país sudamericano, que firmaron el pasado 15 de noviembre China National Nuclear Corporation (CNNC) y Nucleoeléctrica Argentina (NASA) en Turquía.

Las negociaciones para la cooperación en energía nuclear entre China y Argentina se iniciaron hace cinco años, indica el banco chino, que tiene una sucursal en Buenos Aires y que constituye el mayor banco de capital chino en ese país sudamericano. Con la competitividad de la tecnología china de energía nuclear y la ventaja de la financiación de ICBC, el gobierno argentino decidió conceder la construcción de las dos centrales nucleares a la empresa china CNNC, apunta la institución bancaria china.

En la actualidad, un 80% de los componentes de reactores son fabricados por China, una proporción que llega hasta el 85% en aquellos que usan la tecnología china Hualong I.

En el proyecto de la cuarta central de Argentina, el reactor será fabricado con más de un 70% de componentes argentinos, lo que impulsará fuertemente la industria y el empleo en el país suramericano.

En el proyecto de la cuarta central de Argentina, el reactor será fabricado con más de un 70% de componentes argentinos, lo que impulsará fuertemente la industria y el empleo en el país suramericano.

Hasta finales de junio de este año, el ICBC había concedido financiación por más de US$200.000 millones para apoyar las exportaciones de equipos y capacidad de fabricación chinos al exterior.