Los ingresos por exportación de gas natural alcanzaron los US$6.089 millones en 2014, informó el viceministro de Industrialización, Comercialización, Transporte y Almacenaje de Hidrocarburos, Álvaro Arnez, según una nota institucional.

Indicó que solo en diciembre del año pasado, el Estado percibió US$453 millones. Recordó que “la reducción del precio de petróleo es insertada en la determinación del precio del gas natural de manera trimestral para el mercado de Brasil y semestral para Argentina, con lo que se amortigua la caída en el precio del barril”.

Los ingresos por concepto de exportación de gas natural son distribuidos en el Impuesto Directo a los Hidrocarburos (IDH), regalías para los departamentos productores, regalías compensatorias para Beni y Pando (no productores) y se paga a la empresa operadora los costos de operación.

Estos ingresos por exportación son parte de la renta petrolera que percibe el país por las actividades hidrocarburíferas, donde también se toma en cuenta las patentes petroleras, los ingresos por comercialización interna, entre otros.

En 2014, Bolivia exportó un promedio de 32,6 millones de metros cúbicos por día (MMmcd) a Brasil y a Argentina de 16 MMmcd, a un precio promedio de entre US$9 y US$10,1 el millar de BTU (Unidad Térmica Británica). Explicó que debido a la fluctuación del precio del barril del petróleo (WTI) resulta complejo proyectar de manera responsable y certera la reducción de ingresos por la venta de gas.