Reuters.- Los inventarios de crudo en Estados Unidos habrían caído la semana pasada tras el incremento inesperado en la semana al 27 de julio, según un sondeo preliminar de Reuters divulgado el lunes, y para el período también se calculó un declive en las existencias de productos refinados.

Cinco analistas consultados antes de los reportes del Instituto Americano del Petróleo (API) y de la Administración de Información de Energía (EIA) estimaron, en promedio, que las existencias de crudo habrían disminuido en alrededor de 3,4 millones de barriles en la semana terminada el 3 de agosto.

Los inventarios de crudo subieron en 3,8 millones de barriles en la semana al 27 de julio, frente al pronóstico de analistas de un descenso de 2,8 millones de barriles.

API divulgará sus datos para la semana pasada a las 2030 GMT del martes, mientras que el reporte de la EIA se conocerá el miércoles a las 1430 GMT.

Analistas estimaron que las existencias de gasolina habrían retrocedido en alrededor de 1,4 millones de barriles la semana pasada.

Los inventarios de destilados, que incluyen combustible para calefacción y diésel, habrían declinado en 100.000 barriles la semana pasada, según el sondeo.

La tasa de utilización de refinerías habría caído en 0,4 puntos porcentuales desde 96,1 por ciento de la capacidad total en la semana terminada el 27 de julio, de acuerdo a la encuesta de Reuters.