Lima. El Ministerio de Vivienda, Construcción y Saneamiento presentó este miércoles el Plan Nacional de Inversiones del Sector Saneamiento que involucra inversiones por más de 50.000 millones de nuevos soles (US$17.260 millones) en el período entre el 2014 y 2021, de cara al Bicentenario del país.

"Hemos transferido más de 2.600 millones de soles (US$897,5 millones) a los gobiernos locales y regionales para realizar proyectos de agua y saneamiento, lo que va en la línea del déficit que se estima en el plan de 53.500 millones (US$18.469 millones) en lo que se refiere a agua y saneamiento", expresó el titular del sector, Milton Von Hesse.

Precisó que esta cifra cuantifica las inversiones que debería realizar el Estado peruano en los sectores de agua potable y saneamiento en los próximos años.

Von Hesse explicó que, de esa cifra, 43.300 millones de soles (US$14.947 millones) corresponde a las necesidades de ampliación de cobertura de agua potable, saneamiento y tratamiento de aguas residuales.

En tanto, añadió que la inversión para rehabilitación y mejoramiento de los sistemas de agua potable y saneamiento asciende a 8.900 millones de soles (US$3.072 millones).

El ministro informó que entre el 2011 y el 2013 la cobertura de agua aumentó de 75,8% a 86,1% y la brecha rural disminuyó significativamente.

"En el 2011, uno de cada tres peruanos tenía acceso al agua en las zonas rurales, mientras que hoy en día esa relación ha aumentado a dos de cada tres", refirió.

El funcionario manifestó que este año se centraron en la ampliación de la cobertura y afirmó que la mayor cantidad de inversión fue destinada a proyectos integrales como agua, alcantarillado y tratamiento de aguas residuales.

"Este año hemos destinando 1.000 millones de soles (US$345 millones) y estamos avanzando aceleradamente en la pre inversión y financiamientos de los expedientes técnicos que complementen este monto y de esta manera poder cerrar la brecha de agua en Lima, esa es la meta específica en el caso de Sedapal", acotó el ministro.

Destacó que el Macro Proyecto Pachacútec es uno de los más grandes y representativos del Programa 148, pues cuenta con una inversión de más de 500 millones de soles (US$172,6 millones) y comprende la instalación de conexiones de agua potable y conexiones de alcantarillado.

Anunció que la Agencia de Promoción de la Inversión Privada (ProInversión) tiene preparado un proyecto que va a permitir mejorar la calidad del agua que será distribuida en la zona sur de Lima y que tendrá la participación del sector privado.

Von Hesse detalló las demás inversiones que está realizando su sector actualmente.

"Tenemos el Río Chillón que permite producir agua, la planta de tratamiento de Huachipa, la planta desalinizadora del Sur, la planta de tratamiento de aguas residuales de Taboada y la planta de la Chira que está al 70% operativa y que a mediados del próximo año entrará en funcionamiento", dijo.

En otro momento, resaltó que los municipios han propiciado que sus Empresas Prestadoras de Servicios de Saneamiento (EPS) realicen inversiones.

"Muchos municipios han promovido que sus EPS inviertan en el tratamiento de aguas residuales, con la ventaja de que no solamente se contrata la ejecución de la obra, sino también la provisión del servicio, con lo cual la empresa que invierte se obliga a operarla y mantenerla generalmente durante más de 20 años", sostuvo.

Sobre la regionalización de las EPS, expresó que el mundo de intervención de las EPS son amplios.

"La idea no es que hayan cinco EPS en una sola región, debido a que el ámbito de cobertura es restringida y lo que pueda recaudarse no alcanzaría para pagarle a un ingeniero sanitario, y es que el mundo de intervención de una EPS es amplio", consideró.

Finalmente, indicó que van a tener el apoyo técnico del ministerio y de la Sunass las empresas que se integren regionalmente para ejecutar diversas obras, de tal forma que las inversiones del Plan Nacional de Inversiones del Sector Saneamiento puedan priorizar los proyectos de mayor impacto en las regiones.