Abu Dabi. La OPEP acordó este jueves recortar su bombeo de petróleo al solicitar a Irak y Nigeria, que superaron sus cuotas, que se alineen con los objetivos del grupo para evitar un exceso de oferta en medio del auge de la producción de Estados Unidos y una desaceleración de la economía global.

Los precios del petróleo han caído bajo los US$60 por barril en las últimas semanas, desde sus máximos de 2019 de US$75, debido a que los temores a una recesión global contrarrestaron las preocupaciones sobre los menores suministros de Irán y Venezuela, que enfrentan sanciones de Washington.

Un comité de observación del mercado formado por la Organización de Países Exportadores de Petróleo y sus aliados, un grupo conocido como OPEP+, se reunió este jueves en Abu Dabi antes de sus discusiones de política en Viena en diciembre.

En general, OPEP+ ha cumplido con creces el recorte de 1,2 millones de barriles por día (bpd) debido al colapso de las exportaciones de Venezuela e Irán bajo las sanciones de Estados Unidos. Pero algunos miembros, como Irak y Nigeria, han estado produciendo sobre su cuota.

Arabia Saudita, el líder de facto de la OPEP, continuará bombeando menos que su objetivo, dijo el príncipe Abdulaziz bin Salman, quien reemplazó el domingo a Khalid al-Falih como ministro de Energía.

Irak, el segundo mayor productor de la OPEP, se comprometió este jueves a reducir su bombeo en 175.000 bpd en octubre, mientras que Nigeria lo hará en 57.000 bpd.

Arabia Saudita, el líder de facto de la OPEP, continuará bombeando menos que su objetivo, dijo el príncipe Abdulaziz bin Salman, quien reemplazó el domingo a Khalid al-Falih como ministro de Energía.

El reino realizará voluntariamente recortes mayores que sus objetivos y producirá poco menos de 10 millones de bpd, dijo el príncipe Abdulaziz. Agregó que la reunión de este jueves también discutió el auge del esquisto y las exportaciones de Estados Unidos, una desaceleración económica global y la posible mitigación de las sanciones de Washington contra Irán.

Los precios del petróleo se derrumbaron 2% este miércoles tras un reporte que indicó que el presidente estadounidense, Donald Trump, está considerando aliviar las sanciones del país contra Irán, lo que podría elevar los suministros globales de crudo en momentos de fuertes preocupaciones en torno a la demanda del combustible.