Teheran. Irán fabricará su propio combustible para un reactor de investigación nuclear durante este año, dijo el sábado el ministro de Relaciones Exteriores, anunciando avances que parecían dirigidos a fortalecer la postura de Teherán en las negociaciones con Occidente.

Menos de dos semanas antes de una segunda ronda de negociaciones con los cinco miembros permanentes del Consejo de Seguridad de la ONU y Alemania, Ali Akbar Salehi afirmó que Irán seguiría adelante con el enriquecimiento de uranio, una actividad que el consejo le ha pedido suspender porque teme que pueda ser usado en la fabricación de bombas atómicas.

Salehi dijo a la agencia de prensa semioficial Fars que la oferta de esos países de proveer combustible para el reactor a cambio de parte del uranio de bajo enriquecimiento -un elemento central de las negociaciones anteriores- estaba perdiendo su atractivo dado que Irán pronto podría fabricar el combustible por sí mismo.

"Esperamos presenciar en el curso del primer semestre del próximo año (iraní) (que empieza el 21 de marzo) la inyección del primer 20% por ciento (de uranio enriquecido) de la primera tanda de combustible de producción iraní a la facilidad de investigación nuclear de Teherán", dijo Salehi.

Salehi indicó que Irán estaba lista para producir tanto "placas" de combustible, usados en el reactor de Teherán, como varas de combustible nuclear, ambas usadas en estaciones de energía, en el la ciudad de Isfahan, en el centro de Irán.

"Se realizó un gran avance en la conexión a la producción de varas y de placas de combustible y con la terminación de esta en ISfahan estamos entre los pocos países que son capaces de producir ambos", sostuvo.

Actualmente la única estación de energía nuclear de Irán, la plana Bushehr, de construcción rusa, que podrá producir electricidad pronto, usa combustible importado desde Rusia.

Muchos países temen que el programa nuclear civil iraní, que el país insiste es para uso pacífico, sea una fachada para el desarrollo de armamento nuclear.

Irán anunció en febrero del 2010 que había aumentado el enriquecimiento a un 20%, paso clave hacia el material de grado de armamento que podría lograrse mediante más procesos.

En diciembre Salehi dijo a los medios que el país ahora fabricaba sus propios concentrados de uranio, conocido como óxido de uranio concentrado, y que por lo tanto era "autosuficiente en el ciclo de combustible completo".

Pero analistas occidentales dicen que Irán a veces exagera en sus avances nucleares para ganar ventaja en su postura frente a Occidente.