Madrid. Isolux Corsán se ha adjudicado un nuevo contrato en México para la construcción e instalación de 26 kilómetros de líneas de transmisión y 10 subestaciones en el Distrito Federal por un importe estimado de 65,8 millones de euros (US$90 millones).

El proyecto, adjudicado por la Comisión Federal de Electricidad (CFE) tiene un plazo de ejecución de 1 año y 5 meses y se trata del contrato más grande en transmisión y distribución de líneas de alta tensión del país en los últimos años.

La 2ª Fase del Proyecto "Distribución Valle de México" contempla la ejecución de 4 líneas de transmisión de 230 y 85 kV y 10 subestaciones, según ha informado hoy la compañía.

En los últimos 23 años, CFE ha encargado a la compañía diversas operaciones, entre las que destacan la construcción y puesta en servicio de unos 5.000 km de líneas de alta y media tensión, 50 subestaciones de transformación y distribución de alta y media tensión y la ejecución del Proyecto 188 SE 1116 por un valor conjunto de más de 900 millones de euros.

México es un mercado estratégico para el grupo, país en el que ha desarrollado proyectos de infraestructuras energéticas, telecomunicaciones, infraestructuras del transporte y medioambientales, así como edificación y obra civil.