Santiago. Latinoamérica es una de las regiones en donde más ha estado creciendo el mercado aéreo y las estimaciones para los próximos 20 años, es que se mantenga con una expansión sobre la media mundial de 4,4%.

Pero el continente no está preparada para lo que se viene, y aunque algunos países ya “están haciendo grandes cosas”, es mucho lo que falta, a juicio de Rafael Alonso, jefe de Airbus para América Latina.

En conversación con AméricaEconomía en el marco de la Feria Internacional del Aire y el Espacio (FIDAE), Alonso destacó la proyección que tiene Airbus en la región, a la que han vendido 1200 aviones y tienen en operaciones 670. “Tenemos una situación confortable de mercado”, afirma.

“El 55% de los aviones que están operando en Latinoamérica son Airbus y, para los próximos 20 años hay un requerimiento de 2700 aviones, es una cifra enorme que equivale a US$352 billones”, detalle el ejecutivo de una de las mayores compañías aéreas.

Y aunque insiste en que se trata de “un mercado sumamente importante”, Alonso asegura que la mayoría de los países de la región no se están preparando desde el punto de vista de infraestructura, para atender el crecimiento que está por venir en las próximas dos décadas.

-¿Qué tan preparada está la región para afrontar ese reto?

Ese es el gran tema. A la región hay que prepararla, no está preparada. Se están haciendo cosas, como en México donde se está construyendo un nuevo aeropuerto; en Chile se están desarrollando nuevas terminales aéreas. Algunos países están adecuando sus infraestructuras, pero también es necesario hacer el tráfico aéreo más eficiente; y se está trabajando  en ello, pero hay mucho aún por hacer. Es importante que las autoridades sean consientes de esta necesidad porque si no la aviación no va a poder crecer.

-¿En base a estas necesidades, cuáles son los países en donde Airbus está colocando el acento?

Para nosotros todos los mercados son importantes, incluyendo los pequeños; pero sin duda hay países más grande e importantes. Es el caso de Brasil, a donde van a ir la mayoría de los 2700 aviones que tenemos entre los requerimientos para los próximos años. En segundo caso está México, luego vienen Colombia, Chile y Argentina. Son los más importantes desde el punto de vista del mercado.

-¿A qué factor le atribuyen el crecimiento que se avecina?

El factor más importante que vemos, tiene que ver con el crecimiento de la clase media en América Latina. Las proyecciones señalan que para el año 2036, este segmento de la población se va a duplicar, llegando a los 500 millones de personas. Eso son los pasajeros del futuro, porque son ellos los que más vuelan.