La ganancia de Johnson Controls Inc. (JCI) se duplicó con creces en el tercer trimestre fiscal, si bien los resultados ajustados no cumplieron con las proyecciones de los analistas debido a que los ingresos aumentaron y la operación automotriz de la empresa registró una marcada mejora.

La fabricante de piezas para autos y sistemas de aire para edificios señaló además que espera ganancias en el extremo superior de la meta que elevó en abril y reiteró sus proyecciones.

"Capitalizamos la recuperación de varios de nuestros mercados", señaló el titular del directorio y presidente ejecutivo de la compañía, Stephen Roell. "Las ventas en nuestras operaciones de autos y electricidad crecieron a un ritmo de dos dígitos".

En el trimestre concluido al 30 de junio, Johnson Controls registró una ganancia neta de US$418 millones, o 61 centavos por acción, un alza frente al beneficio de US$163 millones, o 26 centavos por acción, del mismo período del año anterior. Si se excluyen beneficios tributarios no en efectivo en ambos trimestres, las ganancias subieron de 25 centavos a 54 centavos por acción y los ingresos se incrementaron en un 22% a US$8.540 millones.

Según una encuesta de Thomson Reuters, los analistas esperaban, en promedio, que la compañía anunciara una ganancia trimestral de 55 centavos por acción e ingresos de US$8.480 millones.

El margen bruto subió del 14,9% al 15,7%.

La división de autos de la empresa, la mayor por ventas, registró un aumento del 43% en sus ingresos y revirtió la pérdida del mismo trimestre de 2009 para anotar una ganancia. Las ventas en el segmento de eficiencia de edificios -que fabrica productos de calefacción, ventilación y aire acondicionado- subieron un 1,6% y su ganancia se mantuvo sin cambios.

Hace unos momentos, las acciones de la compañía caían un 6,50% a US$28,50 antes de la apertura oficial del mercado. La acción ha subido un 24% en el último año.