Boumex comenzó a operar el año 2000 como una alternativa de joyas de excelente calidad a precios asequibles para el público. Desde entonces ha crecido para convertirse en una marca con presencia nacional, con tiendas en las principales ciudades de Chile y ahora está ingresando al mundo de las franquicias.

La empresa cuenta con una cadena de 20 tiendas desde Iquique a Temuco con cuatro marcas diferentes: Eternal Love, Boumex, Plata de Palo y Bohemme. En los últimos años, en su afán por expandirse, la empresa ha realizado una inversión de US$6 millones, a los que ahora se suman $24 millones para ingresar al mundo de las franquicias con su línea Charm Boumex en base a productos certificados Swarovski|. Esta línea es una joyería centrada en la venta de sistemas personalizables con espacios dinámicos para joyas de tendencia.

Para su franquicia, Boumex cuenta con la asesoría de Franquicias Chile, y busca emprendedores interesados en el mundo de la joyas, aunque la experiencia no es un requisito imprescindible, ya que la compañía cuenta con el respaldo de una amplia estructura empresarial que formará y apoyará a sus asociados en todo momento.

“Se trata de un negocio de alta rentabilidad y baja inversión de parte de quienes quieran la franquicia, con el reconocimiento de una marca que está presente en los mall más importantes del país con un concepto de negocio de éxito”, explica Rafael Riveros, Gerente General de Boumex.

Con respecto a la proyección del negocio de franquicias, “Al 2020 pensamos en duplicar los módulos y tener presencia no solo en los malls de nuestro país sino también en el extranjero”, agrega Rafael Riveros.

Dentro de su plan de expansión internacional, Boumex pretende entrar con el mismo sistema de franquicias en Perú y Argentina  y en tres años abrirse a más países de la Región.