La empresa alimenticia estadounidense Kraft Foods está evaluando las marcas y países emergentes en los que se desarrollará, como resultado de la compra de Cadbury Plc.

Los chocolates Cadbury Dairy Milk, las pastillas Halls y la goma de mascar Trident -tres marcas de Cadbury- ingresaron a la lista de 10 marcas "fuertes" de la firma, lo que les asegura la mayor parte de los recursos de promoción en los mercados emergentes, dijo Sanjay Khosla, presidente de mercados en desarrollo y categorías globales de Kraft.

Las tres marcas se sumaron a las galletas Oreo, el chocolate Milka, el chocolate Lacta, el café Jacobs, el jugo Tang, las galletas Club Social/TUC y los dulces Biskuat/Tiger, dijo Khosla.

Las tres marcas que desaparecieron de la lista son el queso crema Philadelphia, el café Carte Noire y el chocolate Toblerone.

Kraft ya tenía una estrategia en la que había decidido focalizarse en 10 marcas "fuertes" con potencial para crecer mundialmente, 10 mercados en desarrollo clave y cinco categorías.

Sin embargo, la adquisición de Cadbury en US$18.400 millones implicó un cambio en los planes.

"Todo cambió, por supuesto, porque tenemos una cartera mucho más rica con la llegada de la gente de Cadbury", dijo Khosla a Reuters en una entrevista.

Las cinco categorías principales de la empresa -goma de mascar, chocolate, café, dulces y bebidas en polvo- recibirán el 95% del gasto de la empresa en publicidad y promoción, dijo Khosla.

Las nuevas 10 grandes marcas generan más del 40% de los ingresos de Kraft por US$12.000 millones que Kraft genera en mercados emergentes como China y México. Los mercados en desarrollo representan el 26% del negocio total de la empresa.

La empresa se focalizará en los mercados emergentes de México, Brasil, India, Australia, Rusia, China, Ucrania, Polonia, Sudáfrica e Indonesia.

Entre los mercados emergentes que salieron de su lista de prioridades están la República Checa, Filipinas y Oriente Medio.