La liberación en el precio de las gasolinas en el 2018 será una ventana de oportunidad para que FEMSA Comercio pueda incrementar el número de estaciones de servicio a lo largo del país.

Hoy cuenta con 300 gasolineras, comentó Eduardo Padilla Silva, CEO de Oxxo FEMSA Comercio.

“En el norte del país trabajamos con un modelo de tres vertientes que han brindado más competitividad a la marca, destaca que nuestro personal está capacitado; además de que brindamos promociones y damos litros de a litro. Ésa ha sido la estrategia de las estaciones de servicios”, agregó.

En el marco de la XLIII Convención Anual del IMEF. La Innovación como un Factor de Diferenciación y Productividad, y al participar con una conferencia magistral, indicó que el abrir el precio del combustible al mercado será pieza clave para la economía, es una medida viable para la oferta y competencia.

Oxxo Gas cuenta con sucursales en 10 estado del país, entre los que destacan Monterrey, Saltillo, Torreón, León, Aguascalientes, Guadalajara, San Luis Potosí, entre otros.
OXXO supera a bancos

La cadena de tiendas Oxxo, que cuenta con 14.000 sucursales que fungen como intermediarios financieros, ya supera el número de sucursales bancarias que hay en el país (12.266 al cierre de septiembre del 2016); con ello se bancariza a las comunidades más alejadas.

La cadena de tiendas Oxxo, que cuenta con 14.000 sucursales que fungen como intermediarios financieros, ya supera el número de sucursales bancarias que hay en el país (12.266 al cierre de septiembre del 2016); con ello se bancariza a las comunidades más alejadas.

“En algunos pueblos hemos implementado servicios financieros donde no existían; entonces, somos una excelente alternativa para la población y simplificamos la vida de los consumidores, y somos un buen vehículo para ello”, agregó en entrevista.

Este servicio para la compañía, admitió, es una parte pequeña de los propios ingresos; lo importante es el servicio que se le brinda a las personas para bancarizarlos y simplificarle su rutina.

IVA en alimentos bajó ventas. Padilla Silva admitió que la aplicación de un Impuesto al Valor Agregado (IVA) de 16% a los alimentos preparados que se venden en tiendas de conveniencia o minisúpers sí afectó las ventas de dichos productos, pero no fue relevante.

“La medida sí nos afectó, pero creo que los más importante es que ese gravamen fuera parejo para todos; en algunos lugares no tienen dicho gravamen, eso sería lo ideal”, agregó. Al mismo tiempo, confirmó que ya se trasladó el impuesto a los consumidores.