Ciudad de México. El presidente electo de México, Andrés Manuel López Obrador, dijo este jueves que su gobierno lanzará licitaciones para la perforación de pozos petroleros apenas días después de que asuma en diciembre, a fin de incrementar "en poco tiempo" la declinante producción de crudo.

El bombeo de petróleo de la estatal Pemex ronda los 1.8 millones de barriles por día (bpd), su nivel más bajo en décadas, tras tocar un techo de 3.4 millones de bpd en 2004.

Una fuente del sector petrolero dijo que López Obrador podría estar refiriéndose a subastas de contratos de servicios de perforación para Pemex que no requieren aprobación del regulador CNH, a cargo de las licitaciones de contratos de hidrocarburos tras la reforma energética de 2013-2014.

No fue posible de inmediato obtener un comentario de la próxima secretaria de Energía, Rocío Nahle, ni de la CNH ni de Pemex sobre los comentarios del futuro mandatario.

El futuro presidente, que arrancará su mandato de seis años el 1 de diciembre, dijo que este sábado se reunirá con empresas petroleras en el sureño estado Tabasco.

López Obrador dijo la semana pasada que las subastas de contratos para explorar y explotar hidrocarburos estarían suspendidas hasta que se revisen los más de 100 contratos que la CNH ha adjudicado desde 2015.

"Se están ya elaborando las licitaciones para perforar pozos", dijo López Obrador en conferencia de prensa. "Vamos a lanzar estas licitaciones desde los primeros días de diciembre", añadió.

El futuro presidente, que arrancará su mandato de seis años el 1 de diciembre, dijo que este sábado se reunirá con empresas petroleras en el sureño estado Tabasco.

En julio, el regulador del sector petrolero difirió para el 14 de febrero del 2019 dos licitaciones y una subasta para buscar socios para la estatal Pemex que estaban programadas para septiembre y octubre, a petición de la secretaría de Energía.

La CNH dijo entonces que se requería más tiempo para que los potenciales inversores analizaran la información, pero que era una buena oportunidad para trabajar con el equipo de transición de López Obrador.

Reuters reveló el mes pasado que el gobierno entrante planea suspender indefinidamente las licitaciones de contratos petroleros. También estudia posponer las alianzas de Pemex, además de regular las exportaciones de crudo de privados, según un documento con lineamientos del plan energético.

Por otra parte, López Obrador reiteró que no pondrá nuevos impuestos y que los bajará en la franja fronteriza norte del país.