El presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, anunció este miércoles un conjunto de medidas para contrarrestar la ausencia de lluvias en este país suramericano y las irregularidades parciales en el suministro de agua, que recientemente han afectado la satisfacción de la demanda.

Tras arribar a Caracas luego de su visita por cinco días en Nueva York, Estados Unidos, donde participó en la 70° Asamblea General de la Organización de Naciones Unidas (ONU), el jefe de Estado indicó que la escasez de agua constituye un problema a escala global.

"El tema del agua es uno de los problemas más graves que tiene la humanidad", sostuvo Maduro, en referencia a uno de los objetivos del milenio concertados la víspera por 192 países de la ONU, alusivo al rescate del recurso hídrico.

En la cita, acotó, se atribuyó la realidad mundial del agua al fenómeno del cambio climático derivado del calentamiento global, que es a su vez promovido por vastas emisiones de gases clorofluorocarbonos (CFC) provenientes en su mayoría de las naciones altamente industrializadas.

En este sentido, ordenó la activación inmediata de un conjunto de acciones para neutralizar la situación de sequía que actualmente azota a estados estratégicos del país, como lo son las entidades occidentales de Zulia y Lara y la costa-norte venezolana.

Dentro de las medidas anunciadas, se encontró el fortalecimiento del Consejo Nacional del Agua, que integra a los Consejos Comunales (núcleos organizativos de la población) y las Mesas Técnicas de Agua, componentes adscritos a estas instancias.

Asimismo, llamó a un Congreso Nacional de estas mesas técnicas a fin de definir un plan que contemple los recursos, el potencial humano y la tecnología necesaria para revertir la actual situación del suministro hídrico.

El dignatario venezolano no descartó un eventual decreto de estado de excepción en zonas específicas del país que se encuentren en emergencia, por la intensa sequía.

Al tiempo que convocó a la Fuerza Armada Nacional Bolivariana (FANB) a adherirse a este nuevo plan para la normalización del sistema hídrico nacional.

"Venezuela tiene todas las capacidades hídricas para satisfacer las necesidades de la población", aseguró Maduro.

Por último, el mandatario suramericano confirmó la participación de Venezuela en la venidera Cumbre del Clima París 2015, que se desarrollará en diciembre próximo en la capital francesa.

"Tiene que haber compromiso, ojalá no sea tarde para el destino de nuestro planeta", apuntó Maduro en relación a la tarea que tienen las naciones del mundo de reducir los niveles de emisión de gases de efecto invernadero.

La cita internacional con sede en el país europeo, tiene como objetivo desarrollar un acuerdo que sustituya el Protocolo de Kioto de 1997.