Buenos Aires. La automotriz alemana Mercedes-Benz de Daimler invertirá US$100 millones en Argentina en un plan que comprende la fabricación de un nuevo motor diésel, dijo este martes el Ministerio de Industria argentino.

El plan anunciado en el 60 aniversario de Daimler en el país sudamericano, también incluye la fabricación de un nuevo modelo del vehículo de carga Sprinter, que contará con más autopartes nacionales que el actual utilitario.

"La verdad que (estamos) festejando hoy aquí los 60 años de Mercedes Benz, la incorporación de nuevos trabajadores, la producción de este maravilloso vehículo con un motor hecho en Argentina", dijo la presidenta argentina, Cristina Fernández, durante el acto de la automotriz alemana.

El nuevo motor diésel 0M651 sólo se fabricará en Argentina y Alemania.

La filial argentina de Mercedes Benz comenzó en 2011 a fabricar el vehículo semipesado Frontal 1720, después de 15 años sin hacerlo. También produce chasis para buses urbanos.

El plan implica la incorporación de 300 nuevos empleados, para casi llegar a los 1.800, dijo el Ministerio en un comunicado.