Mexico DF. La petrolera estatal mexicana Pemex anunció este miércoles el descubrimiento de un yacimiento de gas no asociado y condensados en aguas profundas del Golfo de México con al menos 400.000 millones de pies cúbicos de reservas.

Pemex dijo que el pozo Piklis 1, localizado a 144 kilómetros al noroeste de la sureña ciudad de Coatzacoalcos, es el de mayor tirante de agua (1,928 kilómetros) y el de mayor profundidad total (5,431 kilómetros) que ha perforado en su historia.

"Los resultados de las pruebas iniciales de producción (...) indican la presencia de un yacimiento de gas no asociado y condensados estimado preliminarmente en alrededor de 400 a 600 miles de millones de pies cúbicos en reservas", dijo Pemex en un comunicado.

¿Y el petróleo? El descubrimiento, cercano a otros yacimientos de gas en aguas profundas, apoya la idea de Pemex de lo que parece ser una gran zona rica en gas en el Golfo, aunque no acerca a la compañía a ansiados nuevos descubrimientos de petróleo.

México, el séptimo mayor exportador de petróleo del mundo, produce alrededor de 2.55 millones de barriles de crudo por día (bpd) principalmente en campos maduros y aunque los éxitos en labores de exploración han aumentado, analistas dudan sobre la sustentabilidad de largo plazo de la industria.

México se ha enfocado más en la producción de petróleo que en la de gas debido a los elevados retornos. El país latinoamericano importa parte de sus requerimientos de gas, mayormente de Estados Unidos, en forma de gas natural licuado.