Ciudad de México. La mexicana Vitro dijo que vendió la gran mayoría de los activos de sus subsidiarias en Estados Unidos tras haber pedido en abril a una corte en Texas protección para la reestructuración de su deuda bajo el capítulo 11 de la Ley de Bancarrota.

Vitro, uno de los mayores productores de vidrio en México con oficinas centrales en la norteña ciudad de Monterrey, dejó de pagar su deuda en febrero del 2009 afectada por pérdidas en instrumentos derivados.

Los activos fueron vendidos a American Glass Enterprises, una filial de la firma de capital privado Sun Capital, dijo Vitro en un comunicado el viernes.

La compañía mexicana ha buscado renegociar su deuda, pero algunos de los acreedores rechazaron sus propuestas y presentaron solicitudes de quiebra involuntaria en Estados Unidos y México.

El capítulo 11 de la Ley de Bancarrota estadounidense protege a las empresas de los acreedores mientras diseñan un plan de reorganización bajo supervisión judicial.