Ciudad de México. La producción del café en México aumentó 72,7% en el último periodo con respecto al anterior, tras llegar a los 3,8 millones de sacos, informó la Secretaría (ministerio) de Agricultura.

De acuerdo con cifras divulgadas por la cartera federal en un comunicado, el sector cafetalero mexicano mostró una recuperación en el periodo 2017-2018 después de que en el correspondiente a 2015-2016 cerró con una producción de 2,2 millones de sacos.

Indicó que el secretario de Agricultura, José Calzada, detalló los datos en una reunión con productores e industriales del aromático grano durante la cual destacó el avance y una mejor integración de la cadena productiva.

"El próximo año van a estar produciendo más de 4,5 millones de sacos. De estar en 2,2 es un cambio notable para el campo mexicano, particularmente para el ingreso de las familias", expuso Calzada.

La producción mexicana rondaba los 4,5 millones de sacos en 2012 pero se desplomó a la mitad a partir del año siguiente a consecuencia de un golpe inusual de la roya, un hongo que ataca el follaje y que dañó principalmente a los cafetales viejos.

Desde entonces, productores y autoridades han robustecido programas de repoblamiento de miles de hectáreas y generación de plantas resistentes a la plaga, entre otras medidas, para incrementar paulatinamente el número de los costales de 60 kilos.

Calzada sostuvo que este año se dispersarán 200 millones de plantas de café y se mantendrá la conservación de otras 350 millones sembradas en los dos años anteriores.

Alrededor de 1.200 millones de pesos (US$64,4 millones) se distribuirán durante el año para apoyos a la producción e igualmente se destinarán recursos para las medidas de combate a la roya, agregó el secretario.

El sector cafetalero, una actividad catalogada como emblemática del campo mexicano, emplea a unas 500.000 personas en estados del sur, centro y este del país.