Ciudad de México. Al concluir este 2018, México podría contar con un excedente de 10,4% en los ingresos petroleros, debido a que la mezcla mexicana está en US$12,5  por barril por encima de lo presupuestado para 2018.

Esto según cálculos realizados por Alejandro Limón, investigador de Energía y Finanzas Públicas del Centro de Investigación Económica y Presupuestaria (CIEP), quien señaló que de seguir el alza:

"Se tendría un alivio extra para las finanzas públicas en el último año del sexenio, pues ocasionaría una recaudación de 86.523 millones de pesos (US$4.419 millones) adicionales.

Este excedente se sumaría al de 2017, cuando el sector público obtuvo 39.942 millones de pesos (US$2.040 millones) más a lo calculado en la Ley de Ingresos, debido a que el precio del crudo fue US$7,4 mayor a lo presupuestado.

"Se tendría un alivio extra para las finanzas públicas en el último año del sexenio, pues ocasionaría una recaudación de 86.523 millones de pesos (US$4.419 millones) adicionales. Alejandro Limón.

El pasado 21 de mayo a S&P Global Ratings elevó su proyección del precio del petróleo WTI y del Brent en US$5 adicionales, a US$65 y US$60 por barril, en promedio para 2018, al considerar la baja producción de crudo de Venezuela y el previsto recorte de Irán.

"Sí es cierto que se han observado precios mayores en el precio del petróleo y que las proyecciones continúan al alza, incluso hay agencias que estiman en 100 dpb el precio internacional para cerrar en 2018”, añadió Limón.

Sin tentación. Fausto Hernández, experto en finanzas públicas del CIDE, y James Salazar, economista senior de CI Banco, coincidieron en que los excedentes no podrán usarse para las campañas políticas de manera discrecional, ya que hay una ley que dispone cómo distribuirlos. Además la parte electoral se acaba en un mes, precisaron.

"Por supuesto que puede haber ingresos excedentes, pero el empujoncito ya está repartido, no es como antes: hay una parte que se va a los estados. En esa parta se va el tiro por la culata. Si las entidades están alineadas con X y Y candidato, los estados lo van a beneficiar. Otra parte de los recursos corresponden a infraestructura de Pemex, y luego un 25% se va al fondo de estabilización. Eso no se puede gastar, esto lo maneja Banxico; otro pequeño porcentaje se va a gasto federal”, explicó Hernández.

Limón refirió que al primer trimestre sí se observó un incremento en la recaudación.

"Para marzo se estimaba que por ingresos petroleros la Secretaría de Hacienda recaudara 202.842 millones de pesos (US$10.360 millones) y se han recaudado 229.963 millones (US$11.745 millones); esto es por el lado de precios, porque la producción no ha incrementado", subrayó.