Santiago. El grupo minero y siderúrgico chileno CAP informó que el derrame de hidrocarburos al mar registrado este sábado en una isla en la Patagonia está "contenido" y que activó un protocolo de control y mitigación de daños.

La Armada chilena había informado este sábado que CAP reportó un derrame de 40.000 litros de diésel desde una terminal en la Isla Guarello, a unos 800 kilómetros de navegación desde la ciudad de Punta Arenas y a 250 kilómetros en línea recta noroeste desde Puerto Natales, en el extremo sur de Chile.

"Se activaron todos los protocolos establecidos para este tipo de incidentes operacionales, incluyendo las medidas de control y mitigación, y se dio cuenta del hecho a la autoridad marítima", dijo una nota de la Compañía Siderúrgica Huachipato, filial del grupo CAP, enviada el domingo a Reuters.

"Durante la jornada se instaló una manga contenedora en la acotada área impactada y se iniciaron inmediatamente las faenas de extracción del hidrocarburo del medio marino", añadió.

La empresa dijo además que está monitorizando la zona con ayuda de una fundación especializada, sin otorgar más detalles, mientras embarcaciones de la Armada debían llegar este domingo hacia el lugar afectado.

La autoridad marítima dijo también que investigaría las causas del derrame, que fue de tierra a mar, según explicó a Reuters una responsable de prensa de la institución.

En la isla, CAP tiene faenas de explotación de piedra caliza.

Punta Arenas, frente al Estrecho de Magallanes, está a más de 2.000 kilómetros al sur de la capital chilena.