Santiago.La estadounidense Coeur D'Alene dijo este martes que su mina San Bartolomé en Bolivia retornó a la normalidad luego de una paralización de varios días por una protesta.

La compañía agregó que mantiene su previsión de producción de 6,5 millones de onzas de plata para el yacimiento en 2010.

"La protesta cívica en Potosí no vinculada a nuestra mina finalizó el lunes luego de conversaciones (...). Desde la noche del lunes, las actividades mineras y de procesamiento en San Bartolomé han retornado a la normalidad", dijo el presidente de la filial en Bolivia, Humberto Rada, citado en un comunicado.

La protesta golpeó a las mineras japonesa Sumitomo, la suiza Glencore y a Coeur D'Alene, forzadas a cerrar a causa del conflicto, que arrancó al gobierno varios compromisos de inversiones públicas.

Las demandas resueltas incluían un acuerdo para clarificar los límites entre Potosí y Oruro, la construcción en territorio potosino de un aeropuerto y una fábrica de cemento y la rehabilitación de una fundición de plomo, plata y zinc.

Las minas San Bartolomé de Coeur, en las afueras de la ciudad de Potosí, y Porco de Glencore, a unos 60 kilómetros al oeste, estaban paradas casi desde el inicio del conflicto por decisión de sus trabajadores, que se sumaron a la protesta regional.