Lima. Los trabajadores de dos unidades clave de Buenaventura, la mayor productora de metales preciosos de Perú, aprobaron el lunes lanzar una huelga indefinida en demanda de mejoras salariales si resulta infructuosa una última ronda de diálogo con la empresa, dijeron dirigentes.

De entrar en paro, los trabajadores de Buenaventura se sumarían a los de Shougang Hierro Perú, que cumplieron el lunes el octavo día de una huelga que paralizó la producción y obligó a la empresa a informar a sus clientes que podría incumplir con algunos de sus envíos del metal.

Asimismo, la actual y potencial medidas de fuerza podrían empañar al sector minero, vital para la sólida recuperación económica de Perú, pues representa más del 60% de los ingresos por exportaciones.

Las unidades de Buenaventura que serían afectadas por el posible paro son la productora de plata Uchucchacua, en Lima, y la de oro Orcopampa, en la zona andina de Arequipa.

la actual y potencial medidas de fuerza podrían empañar al sector minero, vital para la sólida recuperación económica de Perú.

"Se ha aprobado la huelga general indefinida. Vamos a hacer una segunda ronda de reuniones y no habiendo resultados se hará la huelga", dijo a Reuters el líder de los mineros de Orcopampa, Abad Holguín, al terminar la asamblea de los trabajadores.

El dirigente de los trabajadores de Uchucchacua, Segundino Romero, también dijo a Reuters que los mineros sindicalizados de su unidad aprobaron la medida de fuerza.

Sin embargo, ambos dirigentes dejaron la puerta abierta a que se alcance un acuerdo con la empresa en las conversaciones que sostendrán entre el miércoles y viernes de esta semana junto a las autoridades laborales de Perú.

Según los líderes gremiales, el punto más espinoso de la negociación con la empresa es el tema de las mejoras salariales.Los trabajadores reclaman alzas en el salario básico y otros aspectos remunerativos, como por ejemplo el trabajo en altura, y rechazan que se les dé sólo una bonificación.

Los trabajadores de Buenaventura ya realizaron a mediados de febrero un paro de una semana que detuvo la producción en Orcopampa, Uchucchachua y la otra unidad de oro de la empresa, Antapite.

En esa medida de fuerza demandaban mayor información sobre las finanzas de la empresa entre el 2006 y 2009, al considerar que Buenaventura había reportado una renta menor a la real.

La minera, por su parte, dijo en ese entonces que había presentado a los líderes sindicales los balances financieros auditados y que pagó correctamente los beneficios de los trabajadores.

Las leyes del país andino estipulan que las empresas mineras repartan el 8% de sus utilidades entre sus trabajadores.

Perú, un proveedor clave de metales en los mercados globales, es el primer productor mundial de plata y el sexto de oro.