Lima. Al término de octubre, la morosidad bancaria se ubicó en 2.65 por ciento, cifra mayor en 0.07 puntos porcentuales frente a la cifra registrada el mes previo, y en 0.18 puntos en comparación con el mismo mes del 2014, reportó la Asociación de Bancos del Perú (Asbanc).

En el último mes, la mora de grandes empresas mostró un retroceso y la correspondiente a créditos corporativos no presentó variación. No obstante, se observa incrementos en los atrasos de créditos a medianas, pequeñas y microempresas, así como el financiamiento de consumo e hipotecario.

El informe señala que si bien la morosidad bancaria subió el último mes, el nivel alcanzado resulta menor al reportado entre mayor y setiembre del presente año.

“Ello, luego de un marcado retroceso en el mes previo que respondió puntualmente a castigos de cartera en créditos a pequeñas y microempresas”, agrega.

Asimismo, explica que tomando en cuenta que la cartera atrasada aún muestra un mayor ritmo de crecimiento que el crédito total (aunque la brecha se va acortando), “aún podríamos ver hacia adelante algunas alzas en el ratio de mora bancaria”.

“Este panorama podría mejorar con la eventual aceleración económica prevista en el corto plazo”, sostiene.