París. Nexans, uno de los líderes mundiales en la industria del cable, se adjudicó un contrato de la empresa Terna —el operador de la red de transmisión eléctrica de Italia— para fabricar, instalar y testear unos 250 kilómetros de cables de alta tensión de 150 kV, para proyectos de desarrollo de energía en las regiones de Lazio, Basilicata y Campania. Los proyectos forman parte del plan de inversión a diez años (2011-2021) definido por Terna para mejorar la infraestructura de energía de Italia.

Los cables suministrados cuentan con un conductor de aluminio de 1.600 mm2, con terminaciones selladas anti-explosiones. A contar de abril de 2011, los cables se instalarán en un período de dos años para crear tres circuitos dobles.

Los cables de Nexans conectarán las subestaciones de Montalto di Castro con Canino (largo total: 130 kilómetros); una línea en Rotonda-Pisticci con la subestación de Aliano (73 kilómetros); y una subestación en Avellino con la estación de poder en Pratola Serra (extensión de 49 kilómetros).

"Este contrato es el último desarrollo en la relación a largo plazo entre Nexans y Terna para ayudar a apoyar los planes de esta empresa para fortalecer la infraestructura de transmisión de energía en Italia”, dice Giovanni Fenoglio, Director de Marketing y Ventas de Nexans en Italia. "Es otro ejemplo de la capacidad de Nexans para servir al mercado con eficiencia de costos y soluciones innovadoras que satisfagan los requerimientos locales, tales como los cables de aluminio que ahora están siendo utilizados en gran parte de de los proyectos de 150 kV Alto Voltaje en Italia”, afirma.

Los cables de alta tensión y accesorios relacionados se fabricarán en la planta de Nexans con sede en Hannover, en Alemania, con servicios adicionales proporcionados por unidades de Nexans en Italia.