Tokio. La automotriz japonesa Nissan Motor Co está en conversaciones con Panasonic Corp y otras compañías, entre ellas firmas chinas, por la posible venta de su participación controladora en un emprendimiento de fabricación de baterías, reportó el viernes el diario Nikkei.

Nissan quiere vender su 51% de Automotive Energy Supply Corporation, del que es dueño junto con NEC Corp, ya que le sería más barato comprar las baterías para sus vehículos a otros fabricantes, señaló el periódico, sin mencionar de dónde obtuvo la información.

El informe "es una especulación y no se basa en ningún anuncio nuestro", expresó Nissan en un correo electrónico. Los portavoces de Panasonic y NEC se negaron a realizar comentarios.

La automotriz japonesa y Renault SA, ambas bajo el mando de Carlos Ghosn, se están involucrando cada vez más en el negocio de los autos eléctricos.

En 2009, las dos firmas se comprometieron a invertir 4.000 millones de euros (US$4.460 millones) para fabricar modelos como el compacto Leaf de Nissan y hasta 500.000 baterías por año para esos vehículos.

No obstante, las ventas de Leaf y otros modelos eléctricos han sido decepcionantes, lo que llevó a Nissan y a NEC a no poder bajar los costos de las baterías mediante la producción masiva.