Washington. El gobierno de Barack Obama dijo el jueves que aplicará rápidamente una veda revisada a la perforación en aguas profundas, si una corte de apelaciones no permite que se restablezca la moratoria de seis meses que impuso por el derrame de petróleo de BP.

Sin embargo, no impondrá una nueva prohibición a perforaciones si la Corte Federal de Apelaciones de Nueva Orleans apoya la moratoria inicial, dijo a Reuters un funcionario del Departamento del Interior.

Una audiencia ante un panel de apelación de tres jueces está prevista para las 20:00 GMT del jueves por la veda impuesta tras la explosión y hundimiento de una plataforma que perforaba un pozo para BP, que mató a 11 trabajadores y provocó el peor derrame de crudo en la historia de Estados Unidos. 

Un juez federal levantó la moratoria el mes pasado luego de que Hornbeck Offshore Services Inc argumentó que era demasiado amplia, costaría puestos de trabajo y castigaba injustamente a la industria.

Abogados del Departamento de Justicia argumentan que la prohibición es lo suficientemente limitada y necesaria para evitar otro enorme derrame como el que afecta el Golfo de México y que ya lleva 80 días.

Antes de la audiencia, el precio de la acción de BP en Nueva York cotizaba con pocos cambios tras avanzar un 24 por ciento en los últimos ocho días de negociación por versiones de que ejecutivos de la compañía estaban buscando nuevos inversores.