Pensilvania. Microsoft y un  equipo de la Universidad Carnegie Mellon han desarrollado una nueva técnica que podrá convertir la piel humana en una pantalla táctil desde la que manejar cualquier tipo de aparato electrónico.

El sistema, llamado 'Skinput', utiliza sensores acústicos capaces de detectar sonidos de baja frecuencia y, por medio de un brazalete con un pequeño proyector, refleja sobre la piel una especie de teclado.

Gracias a esta técnica, tal y como informan desde BBC Mundo, podremos manejar equipos de sonido, teléfonos móviles o agendas electrónicas tocando el menú proyectado en el antebrazo u otra parte del cuerpo.

"La piel humana es el más novedoso dispositivo para ingresar datos", declaró Chris Harrison, creador del sistema. "Lo extraordinario del cuerpo humano es lo familiarizados que estamos con él. Esto nos da una posibilidad de tener una exactitud que nunca conseguiríamos utilizando un ratón", añadió.

Todavía no hay una fecha prevista para su lanzamiento, aunque Harrison afirmó que "en el futuro, tu mano podrá ser tu iPhone".