El Cairo. La Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP) no dio señales este viernes de que vaya a abastecer al mundo con más petróleo, pese a que los valores del crudo se cotizan cerca del máximo en dos años y que muchos analistas predicen un precio superior a US$100.

El ministro del petróleo más influyente dentro de la OPEP, el saudita Ali al-Naimi, dijo que seguía contento con un precio del petróleo de US$70 a US$80 por barril.

El crudo estadounidense CLc1 cerró por encima de los US$91 por barril este jueves, y este viernes, el Brent LCOc1 se negociaba a alrededor de US$94.
Naimi hizo las declaraciones a su arribo a El Cairo, para un encuentro de ministros de países exportadores de crudo árabes.

Los ministros árabes de la OPEP se reúnen en la capital egipcia este fin de semana, donde podrían discutir sobre la producción y los precios del petróleo, aunque no se tomará ninguna decisión formal acerca del bombeo. El próximo encuentro programado de la OPEP es en junio.

En tanto, el principal funcionario del petróleo de Libia, Shokri Ghanem, dijo que su país está produciendo 1,5 millones de barriles por día (bpd) de momento, y que tiene una capacidad de 2 millones.

"Nuestra capacidad está cerca de 2 millones (de barriles por día) pero (...) estamos produciendo alrededor de 1,5 millones", dijo Ghanem.

"La producción está de acuerdo con nuestro compromiso internacional, en particular nuestro compromiso con la OPEP, y mientras tanto no queremos remecer el barco del mercado", agregó.