Viena, EFE. La OPEP revisó al alza su pronóstico de demanda petrolera para este año, que crecerá en 1,1 millones de barriles diarios (mb/d), unos 50.000 más que en su estimación anterior del mes pasado, lo que indicaría una paulatina recuperación económica.

La mejora de las previsiones se debe principalmente a un repunte económico en los países industrializados de América y Europa, mientras que los principales países emergentes sufren leves bajadas, aseguró la Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP) en su informe mensual sobre el mercado del crudo.

El grupo petrolero, al que pertenecen 12 países de Oriente Medio, Sudamérica y África, prevé que en total el mundo consuma a diario casi 91 millones de barriles de crudo este año, un 1,22% más que en 2013.

Para el año pasado, los analistas de la OPEP también revisan ligeramente al alza (en 30.000 barriles por día) el dato definitivo para la demanda petrolera total, que se situó de media en 89,9 mb/d, un 1,1% más que en 2012.

En cuanto a la economía mundial, la OPEP mantiene sus previsiones con un crecimiento del 2,9% en 2013 y del 3,5% en el año 2014.

Para los 34 países de la Organización de Cooperación y Desarrollo Económico (OCDE), el grupo petrolero revisó su pronóstico al alza (0,1 puntos porcentuales) hasta una tasa media de crecimiento del 2,0 por ciento, frente al 1,2% de 2013.

Por otra parte, las perspectivas de crecimiento de China se redujeron del 7,8% al 7,7% este año, mientras que las de India se mantuvieron estables con un 5,6o.

En cuanto a los recientes problemas con monedas de países emergentes, como Argentina o Turquía, la OPEP aseguró que algunas medidas tomadas por los bancos centrales para evitar una caída de su moneda fueron "relativamente exitosas en el corto plazo".

"Sin embargo, a medio plazo, eso podría afectar de forma negativa al crecimiento de esas economías", advirtió la OPEP en referencia a la devaluación de peso argentino frente al dólar o la duplicación de los tipos de interés en Turquía.