Londres. La Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP) observa la situación de Egipto pero solo aumentará el suministro de crudo si existe una escasez real, dijo este lunes el secretario general del grupo, Abdullah al-Badri.

Los precios del petróleo han subido fuertemente debido a la tensión en Egipto.

El petróleo tipo Brent, referencial de Europa, se aproxima a los US$100 por barril por el temor de que la inestabilidad pueda propagarse a Oriente Medio, que junto con Africa del Norte produce más de un tercio del abastecimiento mundial.

En declaraciones desde Londres, Badri dijo que no esperaba que los disturbios en Egipto afectaran los envíos de crudo a través del Canal de Suez o el oleoducto de Sumed.

"El flujo continuará", dijo.

"Estamos observando la situación porque hay una buena cantidad (en juego) y si hay un problema allí, tenemos que hacer algo", dijo a los reporteros en una conferencia en Londres.

"Los inventarios están muy altos y aparte nuestra capacidad adicional es de 6 millones de barriles. No veo motivos para tener este precio alto", dijo, refiriéndose al valor del petróleo.

"El mercado está bien provisto pero al mismo tiempo, si vemos alguna escasez real, intervendremos", dijo Al-Badri.