Londres. El ministro de Petróleo de Irán acusó este sábado al presidente de Estados Unidos, Donald Trump, de insultar a la OPEP por ordenar al cartel elevar la producción de crudo y bajar los precios, agregando que la presión estadounidense no habían llevado a modificaciones en el bombeo y exportaciones iraníes.

Este miércoles, Trump acusó a la Organización de Países Exportadores de Petróleo de generar un alza en los precios del combustible, e instó a Arabia Saudita a bombear más si quería que Washington lo siguiera apoyando en su disputa contra Irán.

"Todos los días el señor Trump envía un nuevo mensaje que crear incertidumbre en el mercado", declaró el ministro Bijan Zanganeh en entrevista con la televisión estatal iraní.

"La orden de Trump a los miembros de la OPEP de elevar la producción es un enorme insulto a esos gobiernos y naciones y desestabiliza al mercado".

Zanganeh afirmó que la tensión entre Teherán y Washington era una "guerra comercial" y agregó que esa disputa no había llevado a que su país modificase sus exportaciones y producción de petróleo.

Irán, el tercer mayor productor petrolero de la OPEP, enfrenta sanciones por parte de Estados Unidos contra sus envíos de crudo, lo que está llevando a algunos clientes a reducir sus compras.

En mayo, Washington se retiró de un acuerdo internacional a seis bandas con Teherán sobre su programa nuclear y dijo que impondría nuevas sanciones contra el sector de energía iraní.

Los ministros de Relaciones Exteriores de los otros cinco países se reunieron este viernes con representantes de Irán y ofrecieron un paquete de medidas económicas para paliar las sanciones estadounidenses pero Teherán declaró que la propuesta no era lo bastante buena.