Londres. El oro avanzaba moderadamente a máximos de seis meses este viernes después de que la Reserva Federal de Estados Unidos (Fed) lanzó un esperado programa de estímulo, pero algunos analistas estiman que el mercado hará una pausa antes de seguir subiendo.

El oro al contado trepaba un 0,45% a US$1.774,27 dólares la onza a las 10:00 GMT tras haber subido hasta US$1.777,51 la onza, su punto más alto desde el 29 de febrero.

El oro lograba alzas relativamente modestas el viernes tras ganar un 2% el jueves y un 10% en el último mes, principalmente en anticipación de las medidas de estímulo económico del banco central estadounidense.

El jueves, la Fed lanzó un programa abierto de compras de deuda hipotecaria y prometió mantener las tasas de interés cerca de cero por lo menos hasta mediados del 2015.

La plata, el platino y el paladio, que se usan en varias aplicaciones de la industria, también trepaban a máximos de casi seis meses, mientras que el apetito por los activos más riesgosos subía tras la medida de la Fed.

El índice del dólar caía a un mínimo en cuatro meses, lo que ayudó a sumar compradores de oro con tenencias en otras monedas.

El platino al contado trepó más de un 2% a un máximo en seis meses de US$1.713 la onza, antes de retroceder a US$1.695,74, mientras aumentaba la preocupación sobre el suministro por conflictos laborales en el sector minero del principal productor, Sudáfrica.

El paladio al contado subía un 1,7%, a US$696,22. El metal está encaminado a su undécimo día consecutivo de alzas, su serie más larga de ganancias desde, por lo menos, 1984.

La plata avanzaba un 0,2%, a US$34,70, tras tocar un máximo de seis meses de US$34,92. El metal se encamina a un alza semanal de más de un 3%, extendiendo su avance por cuarta semana seguida.