Londres. Los precios del oro cayeron a mínimos de un mes este jueves, luego de que el jefe del Banco Central Europeo (BCE), Mario Draghi, decepcionara a los inversionistas que esperaban que esbozara acciones más duras para contener la crisis de deuda de la zona euro, en una declaración de política clave.

El oro al contado cayó hasta los US$1.587,80 la onza y operaba un 0,1% más abajo, en US$1.596,66 la onza, a las 14:02 GMT. Los futuros del oro para entrega en diciembre caían US$7,60 la onza hasta los US$1.599,70.

Draghi hizo crecer las esperanzas la semana pasada de posibles acciones para ayudar al euro cuando dijo que haría lo que fuera necesario para proteger a la divisa única, tras lo cual el oro trepó hasta los US$1.629,10 la onza, su nivel más alto desde mediados de junio.

Sin embargo, el precio del metal precioso volvió a los US$1.590 la onza después de que Draghi no anunciara medidas inmediatas para contener la crisis de deuda de la zona euro el jueves. El euro cedió sus avances, las acciones europeas cayeron y los rendimientos de la deuda gubernamental italiana y española subieron.

Draghi dijo en un comunicado entregado después de que el BCE optara a mantener las tasas de interés en 0,75% que el banco creará un mecanismo en las próximas semanas para hacer compras para estabilizar los golpeados costos de endeudamiento de la zona euro.

El BCE dijo que esperará a ver si la inflación y la economía de la zona euro se desaceleran aún más antes de decidir un nuevo recorte a los costos de endeudamiento.

La plata bajaba 0,7%, a US$27,20 la onza.

El platino al contado caía un 1,5% hasta los US$1387,25 la onza.

El paladio bajaba un 2,7% hasta los US$570,97 la onza.