Londres. El oro volvía a subir este jueves para acercarse a los máximos superiores a los US$1.800 la onza, impulsado por el nerviosismo sobre la falta de una resolución de la crisis de la deuda europea y la lentitud del crecimiento en el mundo desarrollado.

* El precio del lingote ahora ha avanzado para ubicarse dentro de un rango de US$5 desde el techo histórico visto la semana pasada, de US$1.813,79 la onza.

* Si bien sigue debajo del máximo de US$2.000, ajustado por inflación, registrado en 1980, el oro ha sido uno de los activos de mejor desempeño en este año, con un alza de más de 25%.

* Eso se compara con una pérdida de 15% del índice Standard & Poor's 500 de la Bolsa de Nueva York en el período, o con la baja de 7,7% del valor del cobre.

* El crecimiento de Estados Unidos, que la semana pasada perdió su calificación de crédito superior, ha sido irregular, al tiempo que los líderes europeos luchan por contener la propagación de la crisis de la deuda que ha forzado a Grecia, Portugal e Irlanda a pedir ayuda de emergencia y ahora amenaza a Italia y España.

* Este jueves, el oro al contado ascendía 1,1% en el día a US$1.808,20 la onza a las 1048 GMT, apuntando a una ganancia de 3,6% esta semana y un avance de casi 9% en las últimas dos semanas, su mejor desempeño en ese período desde mediados del 2009.

* La plata ganaba 0,5% a US$40,38 la onza.

* El platino estaba plano a US$1.835,74.

* El paladio perdía el 0,1% a US$769,47 la onza.