Bonn, Alemania. Naciones ricas y en vías de desarrollo criticaron el viernes un nuevo texto de Naciones Unidas para un pacto sobre el cambio climático, tras el final de dos semanas de diálogos entre 185 países que dejaron pocos avances para alcanzar un complicado acuerdo global.

Un borrador de declaración, que buscaba impulsar las negociaciones sobre nuevo pacto medioambiental, descartó algunas de las opciones más severas para reducir la emisión de gases de efecto invernadero y abandonó toda referencia a "Copenhague", lugar donde la ONU realizó una cumbre en diciembre sin lograr un acuerdo.

"El grupo está consternado de que (...) el texto sea desequilibrado", dijeron naciones en desarrollo y China a través de un comunicado. Varios países dijeron que el texto de 22 páginas puso, forma errónea, énfasis en las reducciones de gases invernadero de los países pobres y no en los ricos.

El texto destaca que naciones en desarrollo reduzcan sus emisiones en un 80% a 95%, desde los niveles de 1990 para 2050.

Entre los países ricos, Estados Unidos dijo que estudiaría el texto, pero que algunos elementos son "inaceptables". La Unión Europea también expresó "preocupaciones" sobre el documento que actualiza un borrador anterior de 42 páginas rechazado la semana pasada.

El nuevo texto destaca el objetivo de reducir las emisiones globales de gases invernadero en "al menos 50% a 85% desde los niveles de 1990 para el 2050" y de que naciones en desarrollo reduzcan sus emisiones en un 80% a 95%, desde los niveles de 1990 para mediados de siglo".

Además descarta opciones mucho más radicales, algunas defendidas por Bolivia, para una reducción de al menos un 95% en las emisiones mundiales para el 2050 como parte de una lucha para retrasar las inundaciones, sequías, propagación de enfermedades y aumento del nivel de los mares como consecuencia del cambio climático.

Margaret Mukahanana-Sangarwe de Zimbabue, quien preside los diálogos de la ONU para acciones de todas las naciones que retrasen el calentamiento global, dijo que el texto sería actualizado para la próxima reunión que se realizará en agosto en Bonn, Alemania