Los países de la Alianza Bolivariana para los Pueblos de América (ALBA) salieron en defensa de Ecuador ante la "agresión" de la petrolera Chevron durante una reunión del Consejo Político del mecanismo, en la que reiteraron su apoyo al presidente venezolano, Hugo Chávez.

Los cancilleres y representantes reunidos ayer en el X Consejo Político de este mecanismo creado en 2004 en La Habana aludieron al conflicto con Chevron en una cita que llegaba con el propósito de expresar apoyo a Chávez por su salud, y a los presidentes de Cuba, Raúl Castro, y Ecuador, Rafael Correa, por sus reelecciones.

Además de una declaración especial, los ocho países de la ALBA incluyeron una mención en su documento final sobre Chevron e incluso el vicepresidente venezolano, Nicolás Maduro, planteó una reunión de las instancias regionales de América Latina para tratar la "agresión".

"Nosotros tenemos que detener esta agresión porque la agresión de Chevron contra el Ecuador tenemos que entenderla como la agresión a todos los países del ALBA y así Venezuela se declara: es la agresión también contra Venezuela", subrayó Maduro, quien encabeza el Gobierno de Caracas durante la convalecencia de Chávez.

Un tribunal arbitral de las Naciones Unidas determinó a principios de febrero que Ecuador incumple leyes internacionales "al no haber impedido" la ejecución de un fallo contra Chevron que le obliga a pagar US$19.000 millones por un caso de contaminación en la Amazonía.

Maduro pidió "acelerar todo lo que tiene que ver con la respuesta a esta agresión" y que se haga de manera "rápida" la reunión de países del sur para llevar "este debate y preocupación" a las instancias de la Unión de Naciones Suramericanas (Unasur), la Comunidad de Estados Latinoamericanos y del Caribe (Celac) y otras.

En la declaración final, leída por el canciller venezolano, Elías Jaua, el Consejo Político de la ALBA rechazó "las maniobras que realiza la empresa Chevron con el propósito de afectar la imagen internacional y perjudicar los intereses económicos y comerciales del Ecuador".

Calificó como "inadmisible" la "campaña de desinformación" de la petrolera estadounidense.

La ALBA exhortó en una declaración especial a los Gobiernos de la región que integran Unasur y la Celac a que se "solidaricen con el Ecuador" y "denuncien en los foros internacionales".

Al inaugurar la cita de hoy en Caracas, que acogió el pasado 10 de enero una reunión extraordinaria entre la ALBA y Petrocaribe, Jaua señaló que analizarían el impacto de la reelección de Castro y Correa, las elecciones de abril en Paraguay, la situación en Venezuela y expresarían su apoyo a Chávez.

El canciller cubano, Bruno Rodríguez, manifestó en su intervención que traía "el abrazo revolucionario, el aliento y la solidaridad al comandante-presidente Hugo Chávez en su lucha por su recuperación".

Mientras que su colega boliviano, David Choquehuanca, envío "energías positivas" para Chávez, de 58 años y en el poder desde 1999.